Llámanos: 926 923 001

El entrenamiento personal.

¿Qué es el entrenamiento personal?

    El entrenamiento personal es un servicio de actividad física individualizada que en ocasiones no es contratado por una falta tanto del conocimiento de su existencia como de su esencia. Por ello, el objetivo en este primer apartado es aportar algunas definiciones caracterizadoras de este servicio:

  • El entrenamiento personalizado se imparte por un entrenador personal, siendo éste un profesional que instruye y entrena clientes, generalmente en una situación individual en la realización de ejercicios apropiados y seguros, con el objetivo de incrementar su aptitud física y en general su salud.
  • Un entrenador personal es un experto cualificado de la actividad física, especialista en comunicación, relaciones sociales, motivación y atención al público.
  • Es un profesional que se dedica al entrenamiento individualizado para personas que necesiten mejorar su condición física general o específica, para conseguir objetivos que van desde la salud hasta el alto rendimiento.
  • El entrenador personal ofrece un entrenamiento avanzado para crear ejercicios eficaces que garanticen resultados en el entrenamiento.
  • El entrenador personal favorece la eficiencia del ejercicio físico, el tiempo que ha sido contratado dicho servicio.
  • Es un proceso de entrenamiento en el cual el profesional está exclusivamente al servicio del cliente, que se planifica respetando los gustos y preferencias del mismo y que se controla tanto durante la ejecución del programa como a través de la evaluación de la aptitud física, teniendo criterio propio, adaptándose a cada situación y sacando el máximo partido de los recursos de lo que se dispone.

    En síntesis, definimos el entrenamiento personalizado como aquel servicio de ejercicio físico seguro, eficaz y eficiente que reduce el riesgo de lesión y maximiza los resultados positivos.

Conocimientos del entrenador personal

     En un pequeño estudio llevado a cabo en 2002 se encontró que los propios entrenadores personales reconocían que requerían de un 50% de habilidades psicológicas, marketing y comunicación, y técnicas de venta; un 20% de conocimientos sólidos de anatomía, kinesiología y biomecánicas; 20% de fisiología del ejercicio y del entrenamiento deportivo; 10% entrenamiento de las cualidades físicas básicas.  El estudio es limitado y además une en una misma categoría marketing, psicología etc., pero nos aventura la importancia del estudio en este sector profesional. El reflejo de las habilidades psicológicas han sido recogidas como competencias sociales que debe poseer un profesional especialista en acondicionamiento físico saludable para realizar un servicio excelente.

    Una necesidad del entrenador personal es la de aprovechar todos los recursos, aplicar las últimas investigaciones,  entendemos que el entrenador personal es un profesional proactivo dispuesto a mantener constante su proceso de aprendizaje.

    Resulta importante que el entrenador se posicione como un profesional cualificado y con experiencia en el ámbito que domina, por ello existen certificaciones que deberían ser exigidas, demostrándose y exigiéndose una formación continuamente actualizada debido a la extremada responsabilidad que tiene con sus “clientes”.

    Este grado de especialización debería ser entendido en varias dimensiones:

    El primer grado de especialización del entrenador personal debe basarse sobre tres pilares fundamentales. En primer lugar la kinesiología (estudio del movimiento humano), el cual permitirá evaluar, adecuar y generar alternativas a los ejercicios realizados durante la sesión, con el fin de incrementar la eficacia y reducir el riesgo de lesión. El segundo pilar es la fisiología del ejercicio la cual permite entender los procesos agudos y crónicos del ejercicio físico en los seres humanos. En el tercer y último pilar encontramos las habilidades psico-sociales las cuales son necesarias para liderar, motivar, generar cambios conductuales y educara a aquellas personas que disfrutan del servicio de entrenamiento personal.

    En un segundo grado de especialización el entrenador personal debe conocer la fisiopatología de los requerimientos especiales más comunes de la población, como es el caso de la hipertensión, dislipidemia, dolor de espalda, sobrepeso/obesidad, etc.

    En el último grado aparece la especialización situación que exige de una profundidad de conocimiento muy extensa sobre la circunstancia que más interese al entrenador personal. Por ejemplo entrenamiento de la fuerza en niños pre-puberales.

¿A quién va dirigido este servicio?

    El entrenador personal parece ser que nace en la cuna de Hollywood entre personas adineradas quienes demandaban los servicios de un profesional del ejercicio particular quienes pagaban esta exclusividad.  En la actualidad ha sido implantado el servicio de entrenamiento personal dentro de los centros de fitness y wellness.

    Varios tipos de perfiles a los que pueden estar orientados los servicios de un entrenador personal para los cuales se requiere del desarrollo de áreas de ejercicio específico son:

El que busca estética: Mejora de la imagen corporal.

El que asiste obligado: Prevención y tratamiento de patologías. Rehabilitación y recuperación. Entrenamiento de poblaciones especiales.

El competitivo: Entrenamiento para el rendimiento deportivo.

El exdeportista: Rehabilitación y recuperación. Entrenamiento para el rendimiento deportivo.

El que busca salud: Acondicionamiento integral para la salud. Prevención y tratamiento de patologías. Mejora de la imagen corporal. Rehabilitación y recuperación. Entrenamiento en poblaciones especiales.

 Eficacia del entrenador personal

    La producción científica encontrada parece reflejar la eficacia de este servicio. Por una parte, desde la perspectiva biológica, por otra parte ofrece una herramienta facilitadora para el cambio hacia la actitud positiva de la práctica de ejercicio físico.

    El entrenamiento personal ha mostrado su eficacia para incremento de la capacidad neuromuscular. En el trabajo desarrollado por Mazzetti y col. (2000) reportaron incrementos de un 33% para  ejercicio de sentadilla y un 22% para el ejercicio de press de banca en los sujetos que llevaron entrenador personal mientras que los que entrenaron de forma no supervisada sus incrementos fueron de un 25% y un 15% respectivamente. Por su parte, Coutts y col (2004) registraron un mayor número de sesiones completadas (62.4±3.3 sesiones totales) en los deportistas que llevaban entrenador personal, frente a los que no disponían de la asistencia de este profesional (55.9±10.0 sesiones totales) durante un periodo de 12 semanas. Estas diferencias también fueron alcanzadas en sus registros en 3RM de press de banca (90.2± 12.6 frente a 79.0±13.2 kg), 3RM de squat (120.2±22.2 frente 97.5±17.6 Kg). Contrariamente no fueron encontradas diferencias significativas con los test de explosividad (10 y 20 metros de sprint y salto vertical). Por último, debe ser destacado que los mensajes verbales pueden influir directamente sobre el rendimiento del levantamiento total de kilos en el press de banca entre mujeres desentrenadas, tal y como es descrito por Wise y col (2004). En este trabajo se muestra un incremento de eficacia durante el ejercicio de press de banca para 10 RM debido a los mensajes verbales, ya sean mensajes generales o específicos.

    Esta mayor eficacia o motivación mostrada en este trabajo puede corresponder con una mayor concentración y tolerancia a cargas superiores de entrenamiento. Sin embargo, se debe ser cauteloso puesto que este incremento de motivación si no es controlado puede desembocar en lesiones. Por otro lado, esta motivación extra encauzada correctamente por medio de una planificación permite un entrenamiento de mayor eficacia puesto que se podrá alcanzar el umbral de mejora en cada unidad de entrenamiento.

    El trabajo presentado por Maloof y col. (2000) determina que no sólo en la vertiente de rendimiento de fuerza (prensa de pecho y prensa de piernas) resulta eficaz el entrenador personal durante un periodo de 6 semanas, sino que también lo es sobre la circunferencia de la cintura, el consumo de oxígeno, la grasa corporal y el test de encogimientos abdominales.

    Sobre los factores actitudinales y la adherencia al ejercicio físico, la presencia del entrenador personal favorece la mejora del entrenamiento solventando las dificultades encontradas durante el mismo y permitiendo un incremento de la adherencia y mejora de la actitud hacia el ejercicio físico.

    Además de la eficacia sobre estos factores, nos reafirmamos sobre la importancia del entrenador personal tanto en deportistas como en población general debido al feedback continuado del profesional sobre los factores de ejecución, elementos de seguridad y los incrementos de motivación. Pero también se pueden beneficiar otras poblaciones que necesitan de requerimientos especiales como puede ser la enfermedad mental.

Conclusiones

    Pese a la carencia y dificultad de realizar trabajos de investigación del servicio de entrenamiento personal, la literatura actual nos permite realizar las siguientes conclusiones:

  • El servicio de entrenamiento personal no es completamente conocido por los usuarios que realizan entrenamientos recreacionales en las salas de acondicionamiento físico.
  • La proactividad del entrenador personal debe llevarle a la educación continuada tanto en conocimientos técnicos como en habilidades psicosociales. Estos conocimientos deben ir generando una progresión hacia la especialización.
  • La eficacia del entrenador personal ha sido demostrada en los programas de acondicionamiento neuromuscular, siendo sugeridos resultados similares para entrenamientos con otras orientaciones, como por ejemplo el cardiovascular.
  • La capacidad de cambio actitudinal sobre los comportamientos de los entrenados implican una responsabilidad por parte del entrenador personal.

 

Responder

Quienes Somos?

Somos un centro de actividad física y salud que basa sus servicios en clases de Pilates (suelo y Reformers) y de fitness para grupos reducidos.

Por otro lado, ofrecemos programas de entrenamiento personal enfocados a la prevención del dolor de espalda y a la recuperación de lesiones osteomusculares.

Abrimos las puertas en Abril de 2009 y siempre hemos tenido claro nuestro objetivo: mejorar la calidad de vida a través de la práctica consciente e inteligente de ejercicio físico.

Breve Video-Visita

miniaturara fachada video

Newsletter

Dirección:

Avd. Lagunas de Ruidera, 30
13004 Ciudad Real
Tlf: 926 923 001 info@bodyzen.es Horario de lunes a viernes:
Mañanas de 09:15 a 13:00 h.
Tardes de 17:00 a 22:00 h. Viernes:17:00 a 20:00 h.
Una clase de prueba

Clase de prueba GRATIS

* indicates required

Email Marketing Powered by MailChimp


×

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies